¿Qué es el Mulch?

El mulch es una capa de materia orgánica suelta como paja, hierba cortada, ramas trituradas, hojas y otros materiales similares, que se utilizan para cubrir el suelo que rodea las hierbas, hortalizas o plantas de nuestra huerta.
¿Para qué sirve?
Ayuda a mantener una condición de suelo favorable debido a que, como provienen de materiales vegetales, se produce la descomposición, lo que conlleva varios efectos positivos tanto sobre el suelo como sobre las plantas.Algunos de los efectos físicos que produce son:

  • Cuando se mezcla el mulch con la capa superior del suelo, el material mantiene más húmedo el suelo y por lo general aumenta el crecimiento de las raíces.
  • Reduce significativamente la evaporación o transpiración, haciéndose menos frecuente los riegos.
  • El mulch mejora y estabiliza la estructura del suelo, actuando como un amortiguador, reduciendo la compactación del suelo favoreciendo la retención de la humedad.

Algunos de los efectos químicos que produce son:

  • El mulch en los climas templados como los de Chile se descompone entre tres a cinco meses, liberando pequeñas cantidades de nutrientes que pueden ser utilizados por las plantas.
  • Hay que tener en cuenta que puede producirse una deficiencia de nitrógeno en las plantas que tienen mulch, debido a que los microorganismos que están descomponiendo el material orgánico toman cantidades importantes de nitrógeno del suelo. Para evitar esto, debe aplicarse un abono como suplemento de nitrógeno como compost, humus y ortiga.

Tener en cuenta que el mulch orgánico ayuda también a mantener una temperatura constante para garantizar la actividad de los microorganismos. Sin embargo, con el mulch pueden introducirse al suelo organismos no deseados como hongos y plagas que proliferan en épocas de invierno (período de lluvias), por lo que es necesario revolver el mulch de vez en cuando.

Ojo con usar mulch proveniente del heno o paja ya que es muy probable que semillas de malezas también se introduzcan al huerto. Por eso es preferible que las flores y las raíces sean convertidas primero en compost para poder ser utilizadas posteriormente en la huerta.

X